#SomosUnicornio unicornio
Learn about our history here

No sabía que necesitaba una Comunidad, hasta que leí esto

Adriana Reyes

Community Lead @ Kushki

December 09, 2021

3 min read

Parte 1

Desde tiempos ancestrales la sociedad ha funcionado como una especie social. Hemos tenido la capacidad de organizarnos en grupos dependiendo de nuestros objetivos e intereses. Así que una comunidad no es algo nuevo, pero sí algo que hoy deberíamos considerar para un crecimiento con mayor potencial.

Espera, primero… ¿Qué es una comunidad? Por definición: es un conjunto de personas que viven bajo ciertas reglas o que tienen los mismos intereses.

Partiendo de esta definición, podemos resumir que una comunidad está formada por personas que comparten intereses en común. A esto le podemos sumar que el compartir conocimiento, experiencia y aprendizajes nutre las habilidades y capacidades de todos, haciendo de una comunidad un ente competitivo, fuerte y sobresaliente.

Hoy en día la tecnología juega de nuestro lado, lo hace más fácil y permite que a pesar de la distancia o las diferencias culturales que existan, nos encontremos en un punto medio en el cuál podamos coincidir.

La tecnología ha permitido que esta necesidad de crear “tribus” o “grupos sociales” se formen de manera más natural, ágil y directa.

Para crear una comunidad se debe mantener una visión a largo plazo, es decir, los cambios que se generan a partir de la creación de una comunidad no se reflejan de manera inmediata, por lo que el trabajo debe ser constante. El inicio es la parte más fuerte ya que es donde crearemos los cimientos de nuestra comunidad.

Tener una comunidad no es sinónimo de “ingreso extra” sin embargo hay ciertos aspectos que se pueden capitalizar. Pero esto debe construirse poco a poco para que este valor monetario surja a través de generar valor al compartir conocimiento.

Como latinos tenemos un extra “power”, nuestra naturaleza es socializar. Por lo que en temas de comunidad siempre tendremos una gran ventaja frente a otros.

Ahora que ya tenemos una visión más completa de lo que es una comunidad y el poder que esta conlleva. Vamos a compartir contigo algunos de los consejos que desde Kushki ponemos en práctica para que tú también puedas comenzar con la tuya.

Iniciar con una comunidad no es sencillo pero tampoco imposible.

Así que toma aire, respira profundo y disfruta de nuestros 5 #KushkiTips para comenzar este increíble viaje dentro de tu propia comunidad.

1° Define el público al que te vas a dirigir ¿A quienes buscas atraer con tu marca?, ¿Quién sería él o la consumidora ideal para ti? Es muy importante plantearte estas preguntas para comenzar a dirigir tu comunicación por un buen camino.

2° Determina el tipo de comunidad que buscas Asegúrate que tu comunidad siga la misión y visión de tu empresa. Esto es básico ya que tu comunidad será una extensión de lo que quieras promover dentro de ella.

3° Fomenta comunicación entre los miembros Sin duda que los miembros de la comunidad se comuniquen entre ellos y que puedan comunicarse contigo de manera sencilla y directa, ayudará a fomentar el engagement con tu marca.

4° Establece reglas Una comunidad debe regirse bajo normas en las que se cuide el bienestar de los miembros que la conformen. Cuidar la seguridad de todos y todas es primordial.

5° Genera contenido valioso A nadie le gusta sentir que solo le están “vendiendo” un producto, por lo que compartir experiencias y consejos, es una gran elección. Lo ideal es que puedas crear historias con las que tus miembros puedan identificarse.

Sin duda una comunidad te ayudará a estudiar mejor cómo se percibe tu marca o producto dentro del mercado. Así como entender a tu competencia desde un ángulo distinto. Pero sobre todo, a darle una identidad propia que puedan adoptar y compartir desde sus propias experiencias.

Dentro de la comunidad también existen roles y tareas que se irán desarrollando a lo largo de su formación. Estos roles ayudarán a afianzar su crecimiento y definirán el rumbo que tomará su desarrollo. Pero de esto hablaremos con más detalle en la segunda parte.

Por ahora queremos que nos compartas: ¿Cómo te fue aplicando estos consejos? Cuéntanos en nuestras redes, ¿cuál ha sido tu experiencia frente a otras comunidades? Y sobre todo, tú como talento, ¿buscas pertenecer a una comunidad?, ¿Qué esperas de ella? Será muy interesante para nosotros conocer tu opinión.

Si te interesa sumarte a nuestra comunidad, por favor deja tu correo electrónico y estaremos contactandote en breve. Nos vemos en la 2da parte de “No sabía que necesitaba una Comunidad, hasta que leí esto”.


¿Te interesa pertenecer a Kushki? completa este formulario de postulación y cuéntanos un poco sobre tu experiencia.

Would you like to keep up to date with our content? Subscribe to our mailing list.